sábado, 13 de julio de 2013

¨Los poderosos no necesitan de la política porque ya tienen el poder, ya sea a través del dinero, de las armas, de las influencias o de las corporaciones. El pueblo sí necesita de la política porque es la única manera que tiene para construir poder y cambiar las cosas.¨





“... la política del imperio para este país, no solo fue matarnos a los mejores compañeros, no solo fue perseguirnos a los mejores compañeros, intervenirnos las organizaciones sindicales, prohibir la política, saquear el país con la deuda externa; sino que fue cambiar las conductas humanas, quebrarnos a nosotros en esto tan íntimo que fue la voluntad de lo colectivo, de decir: si nos juntamos socialmente y colectivamente vamos a ser más que una voluntad individual.
Y hacer valer el reino este de: que si yo no cuerpeo; si no le meto un codaso en la cara al otro; hago mérito; delato; hago buena letra; no transgredo, me mimetizo dentro del sistema este; y, a lo mejor tengo la suerte de ser uno de los ocho millones de argentinos que se salven...
Entonces esta ideología fue la que fue corporizando la política, las actividades sociales y también una herramienta como es el Estado".
"...El Estado no es algo abstracto, no es alguna entelequia, es una herramienta que depende en función de que proyecto de país, de nación está, sirve, cumple sus funciones o no. La tarea que tiene que prestar un Estado atraves de los servicios, que es la educación, que es el tema de la vivienda, que es el tema de la salud; garantizar un piso mínimo que es elemental para toda la nación."
"No hay por que subestimar: los trabajadores no necesitamos estar de mameluco y pedir un aumento de salario, queremos opinar sobre el país...”

       

Germán Abdala*


* 12 de Febrero de 1955 – 13 de Julio 1993